COMPRENSIÓN LECTORA


La comprensión lectora es la capacidad para entender lo que se lee, tanto en referencia al significado de las palabras que forman un texto, como con respecto a la comprensión global del texto mismo. (profesorado, 2012)
La comprensión lectora nos permite relacionar ideas con conceptos que ya conocemos para conseguir interpretar un texto. 
Es importante que mientras leemos, realicemos una labor de imaginación, dándo vida a eso que estamos leyendo, y de esa forma, podremos llegar a comprenderlo. Si una persona se ciñe a pronunciar las palabras, sin pensar en lo que está leyendo, el resultado será una lectura estéril, que no recordaremos al terminar el texto. 
La comprensión es el proceso de elaborar el significado por la vía de aprender las ideas relevantes de un texto y relacionarlas con los conceptos que ya tienen un significado para el lector
La comprensión lectora es un proceso más complejo que identificar palabras y significados; esta es la diferencia entre lectura y comprensión.
Las fichas de comprensión lectora facilitan la asimilación del texto que el niño ha leído mediante preguntas que ayudarán al niño, mediante el repetido entreno,  a concentrarse en lo que está leyendo, analizarlo y comprenderlo. 
El mejor aliado del lector, para llegar a comprender bien el contenido y significado de un texto, es sin duda la propia lectura, por lo tanto, es fundamental que el niño se acostumbre a leer habitualmente. Si les facilitamos las lecturas adecuadas para su edad y acorde con sus gustos personales, el niño terminará disfrutando de la lectura y convirtiendo ese hábito saludable, en parte de su vida.